Producto

Descripción y detalles del producto

EMPRESAS: Multirriesgo, resp. civil, maquinaria, transporte mercancía, crédito, caución…


Su negocio en nuestras manos. Buscamos el producto con las coberturas precisas para los riesgos específicos de cada actividad industrial o de servicio. Mantenga su EMPRESA / PYME / NEGOCIO siempre protegida para que no peligre su actividad, cuenta de resultados o la integridad de empleados y clientes.

Tienen la ventaja de cubrir gran cantidad de riesgos en una única póliza.

– Daños materiales producidos por incendios, explosión, fenómenos atmosféricos, escapes de agua, vandalismo, robo…
– Rotura de cristales.
– Avería de maquinaria y equipos electrónicos.
– Perjuicios económicos por la interrupción de la actividad.

EXPLOTACIÓN: es la responsabilidad que el asegurado debe afrontar como consecuencia directa del desarrollo de su actividad empresarial.
Generalmente y según condiciones generales y particulares de cada póliza la cobertura alcanza a cubrir:

– La realización, dentro del recinto empresarial, de las actividades propias de la empresa asegurada.
– La realización, fuera del recinto empresarial, de las actividades o trabajos encargados por terceras personas.
– La actuación de sus empleados, en el desempeño de su cometido laboral.
– La propiedad, utilización y mantenimiento del ajuar empresarial.
– El tratamiento, almacenaje, carga, descarga y transporte de mercancías propias de la actividad asegurada.
– La organización y mantenimiento de servicios de seguridad y vigilancia.
– La realización de las acciones comerciales propias de la actividad asegurada, incluyendo:

  1. El acceso al recinto de la empresa de proveedores, clientes y visitantes.
  2. Las instalaciones publicitarias situadas dentro y fuera de sus locales.
  3. La realización de viajes de negocio o asistencia a ferias y congresos de los empleados del asegurado.

– Otros riesgos: Por cualquier otra acción o situación derivada directamente de la actividad empresarial asegurada, con las excepciones y limitaciones contenidas en cada póliza.

Esta cobertura finalizaría en el momento en que los productos o servicios consecuencia de esta actividad empresarial son entregados o finalizados.
Según condiciones generales y particulares de cada póliza.

PATRONAL: es la responsabilidad que el asegurado debe afrontar como consecuencia de lesiones o muerte sufridas por empleados a su servicio como consecuencia de un accidente de trabajo. Es la responsabilidad civil derivada de daños personales causados por la empresa (por acción u omisión) al propio personal que presta sus servicios en ella, como consecuencia de un accidente laboral.

POST-TRABAJOS: es la responsabilidad que el asegurado debe afrontar como consecuencia de daños derivados de la realización defectuosa de los trabajos, una vez que estos hayan sido entregados. La duración de esta cobertura será la que se estipule en las cláusulas de cada póliza (3… 48 meses), surtiendo su efecto con la finalización o entrega del trabajo realizado. La cobertura de R.C. post-trabajos tiene por objeto proteger al Asegurado de las reclamaciones por los daños que puedan causar los trabajos ejecutados (como consecuencia de la actividad empresarial) después de su entrega.
Según condiciones generales y particulares de cada póliza.

PRODUCTOS: es la responsabilidad que el asegurado debe afrontar como consecuencia de los daños que pueda causar el producto obtenido, de la actividad empresarial, después de su entrega. La duración de esta cobertura será la que se estipule en las cláusulas de cada póliza, surtiendo su efecto con la entrega del producto realizado. El ámbito de la responsabilidad civil de productos es muy amplio, afectando a todas las empresas que, de alguna forma, intervienen en la concepción y elaboración en sus distintas fases de todo tipo de bienes destinados a ser comercializados.
Según condiciones generales y particulares de cada póliza.

SUBSIDIARIA CUBCONTRATISTA: quedan garantizadas las indemnizaciones que subsidiariamente pudiera verse obligado a satisfacer el Asegurado. Será condición indispensable para que surta efecto la cobertura:

– Que la causa del daño sea la ejecución de un trabajo encargado por el Asegurado y en relación con su actividad.
– Que la causa del daño se derive de un supuesto no excluido en las Condiciones Generales o Particulares de la póliza.
– Que se decrete judicialmente, mediante sentencia firme la Responsabilidad Civil subsidiaria del Asegurado y la insolvencia del autor directo del daño.
– Que no surta efecto o no se haya concertado un seguro de Responsabilidad Civil que ampare al autor del daño.
Según condiciones generales y particulares de cada póliza.

INMOBILIARIA LOCATIVA: es la responsabilidad que el asegurado debe afrontar como consecuencia de la propiedad o arrendamiento de la edificación en que se desarrolla la actividad.

Responsabilidad Civil Inmobiliaria, entendiéndose por tal la derivada de:

  1. La propiedad o utilización de edificaciones y terrenos.
  2. La realización de obras de mantenimiento o reforma de la edificación (hasta el capital estipulado en cada póliza).

Responsabilidad Civil Locativa, entendiéndose por tal la que para el Asegurado se derivase de su condición de arrendatario de la edificación en que se desarrolla su actividad, frente al propietario de la misma y siempre que los daños a dicha edificación sean consecuencia directa de:

  1. Incendio
  2. Explosión.
  3. Acción del agua.

Según condiciones generales y particulares de cada póliza.

CIVIL CRUZADA: es la responsabilidad que el asegurado debe afrontar como consecuencia de daños corporales y/o materiales sufridos por empleados de Contratistas y Subcontratistas del asegurado. Por la garantía de R.C. Cruzada se establece la condición de terceros civilmente responsables entre sí, para todos y cada uno de los contratistas y subcontratistas implicados en la misma ejecución de obra o de trabajos de que se trate en cuanto al conjunto de daños materiales y/o corporales producidos por el personal, maquinaria o equipo del asegurado.

Según condiciones generales y particulares de cada póliza.

DEFENSA Y FIANZA: La compañía no solo paga indemnizaciones, sino también se encarga de la liquidación de todas las reclamaciones dirigidas contra el asegurado en virtud de una responsabilidad civil, tanto si son fundadas como si no lo son. Se ocupa de las gestiones necesarias; trata directamente con la parte reclamante para llegar a un arreglo amistoso; si ello no es posible, defiende al asegurado ante los Tribunales mediante sus Abogados y Procuradores, y paga las indemnizaciones a que fuese condenado, más los gastos del pleito, hasta las garantías máximas cubiertas por la póliza. Caso de resultar infundada la reclamación, la Compañía toma a su cargo los gastos originados por la defensa.

Según condiciones generales y particulares de cada póliza.

Dirigido a empresas en general y particulares con interés en asegurar sus equipos y/o maquinaria fija tanto para su uso profesional como privado.

Cubre las averías mecánicas y/o eléctricas internas: Cortocircuito y otras causas eléctricas (sobretensión. inducción, aislamiento deficiente), defectos de engrase, esfuerzos anormales y autocalentamiento, perturbaciones de montaje, defectos de fundición y mano de obra deficiente. No son objeto de cobertura por esta póliza los daños externos (incendio, explosión, rayo directo, robo, expoliación, caídas, agua, etc.). Estas garantías pueden contratarse, si se desea, a través del producto de daños externos a la maquinaria.

– Garantía básica: Avería de maquinaria.
– Garantías opcionales:

  1. Deterioro de mercancías en aparatos frigoríficos.
  2. Pérdida de beneficios.

En caso de averia mecánica y/o eléctrica interna, será condición indispensable para la validez de esta cobertura la existencia de un contrato de mantenimiento en vigor suscrito por el tomador del seguro o asegurado con el fabricante, proveedor o suministrador de los equipos.

Las empresas dependen cada vez más de factores externos sobre los cuales es complicado ejercer controles. Las empresas para producir y distribuir sus productos acuden al crédito como la forma más frecuente de relación entre proveedores y clientes. Las empresas que venden a crédito buscan seguridad y con los seguros de crédito podemos obtener las siguientes garantías:

– Estudio y conocimiento de sus clientes.
– Estudio de la capacidad económica de sus clientes.
– Estudio del comportamiento habitual frente al pago.

Es necesario para la vida de la empresa buscar un mecanismo que sin inversiones excesivas, libre de inseguridad a las empresas y les permita transferir de modo continuo los riesgos comerciales que puedan agravar su negocio, haciendo que sean asumidos por compañías expertas en el tratamiento de este tipo de riesgos.

El seguro de Crédito nació en España en 1929 con la finalidad de indemnizar impagos y la compensación de pérdidas.

FALTA CONTENIDO

– Transporte terrestre.
– Transporte marítimo.
– Transporte aéreo.
– Combinado.
– Pólizas flotantes.

 


También te puede interesar:

Enrique Maestro Seguros · Todos los derechos reservados 2013

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies